El Estimador Mensual de la Actividad Económica del INDEC mostró una baja de 14,5% en las ventas en supermercados y del 16,6% en shoppings en marzo
El pésimo desempeño del consumo privado, que se comprobó en el último Estimador Mensual de la Actividad Económica publicado por el Instituto Nacional de Estadística y Censos -con una baja de 14,5% en las ventas en supermercados y en los shoppings o centros de compras del 16,6% en marzo-, trajo consecuencias en el plano laboral.
Además de la pérdida registrada en el salario real, que acompañó al comercio en general, en marzo hubo una caída interanual de 2,4% en el personal ocupado en el sector supermercadista.
Con esas cifras, en un año se perdieron 2.338 puestos en los supermercados minoristas, se indicó.
Mientras tanto en los mayoristas la contracción fue de 3% interanual.
Sólo en marzo los supermercados minoristas registraron una caída de 0,4% respecto a febrero, mientras que los mayoristas sufrieron otra idéntica.
En los que va del año ya se perdieron 917 puestos en el sector en general.
Por el sector mercantil, crece la desazón ante el ritmo económico del país -en ningún momento corregido- lo que implica la constante caída en el poder adquisitivo de la gente, que sigue privándose de un consumo moderado, recurriendo a las compras mínimas mas básicas, implicando ello una lamentable caída en el bienestar de los hogares argentinos ante este embate.supermerc