Si bien en la página oficial de la Junta Electoral de la provincia de Buenos Aires, Lorenzo Nicolás Terrera figura como el que más votos obtuvo en las PASO del domingo, hay mucho malestar político y legal contra él, ya que se habrían detectado telegramas de resultados presuntamente adulterados o manipulados, lo que -de confirmarse en los próximos días- ésto podría revertir los números iniciales, dando ganador -cómodo- a Dante Morini.
Todo indicaría que los votos se anotaron -¿exprofeso?- en forma irregular entre los candidatos, y según indican las autoridades locales, «se acumularon todos en el primero de la lista en el Acta de escrutinio beneficiando inicialmente a Terrera».
Pero podría ser el martes venidero cuando se abran las urnas en La Plata, para el recuento de votos de Berazategui, donde habría 9 mesas que faltarían escrutar, unos tres mil doscientos votos no cargados en los telegramas, aseguran.
La posibilidad de que la Junta revierta el error del Gobierno nacional, que contó los votos en blanco en forma indebida, subiría el porcentaje de Consenso Federal en Berazategui del 6,47 actual a 6,91%.
Sin embargo, no hay que olvidarse que para ingresar un concejal, se necesitan 8,66% de los votos emitidos por concejal.
El tema en ciernes es que en muchas mesas ‘curiosamente’ apareció Terrera con altísima cantidad de votos (en una de Juan M. Gutérrez, duplica los votos de Mussi, quien a su vez no perdió en ninguna mesa) frente a los cero votos para Dante Morini y Diego Geneiro.
Según pudo inferirse en las últimas horas, con la apertura de las urnas para el recuento y el acomodamiento de los telegramas y los números reales, se calcula que Morini sacó mas de 500 votos al astuto Terrera…