Amadeo Raúl Carrizo, uno de los arqueros más emblemáticos en la historia del fútbol argentino, falleció hoy a los 93 años en Buenos Aires, donde residía desde hace varios años junto a su familia. Fue a las 4.40 de la madrugada de este viernes, en la Clínica Zabala.

Hace 10 días le habían realizado un drenaje en la espalda.

 Amadeo Raúl Carrizo Larretape debutó en River en 1945, a los 18 años, y jugó su último partido en 1968, con 42, una cifra legendaria que en buena parte se explica por sus magistrales dotes para el arco y porque se animó a hacer cosas que ningún guardameta había imaginado, al punto de convertirse en el primer arquero-jugador, saliendo de los tres palos y anticipándose a las jugadas.

amadeo carrizo