El viajecito de placer a Italia emprendido por el concejal ¿PRO? Marcos Cuellas, bancado con dinero de las tasas de los contribuyentes y con el aval del oficialismo, no termina de apagar las llamas de distintos sectores de la comunidad, especialmente de la propia tropa.
Resulta que Cuellas de-bió haber viajado pidiendo licencia y sin goce de haberes, pero las mieles del poder del oficialismo le concedieron el privilegio de que los contribuyentes le paguen el viaje de placer a Italia para ‘conocer de Hockey’ (buen verso, de paso…) pero en realidad le correspondía a otra que ya no está -vive en Europa- Vanina Passalacqua.
Por sucesión, le corresponde a Jacinto Soto, que -encima- es presidente del PRO de Berazategui.
Y ahí anda el Angel, tratando de ver como impugnar la medida que benefició a Cuellas en detrimento del Pueblo votante, las arcas municipales y al propio partido del itinerante edil, quien -de paso muchachos- si en realidad creen que porque ingresó por ‘Cambiemos’, eso significa que sea de ‘Cambiemos’, lamentamos informarles que lo mismo pasó con ‘Chiquito’ Reyes, que ingresó por ‘Cambiemos’ y al otro día de jurar, abrió su propio bloque y -como Cuellas- no dudan ni un instante en ponderar a Mussi…