Con obras que mejoran sus instalaciones y servicios, el Parque Municipal de la Familia Mascotera sigue creciendo.
De esta manera, el espacio recreativo que se encuentra en Av. Ranelagh y Milazzo, ya cuenta con baños nuevos para damas, caballeros y discapacitados.
Además, se renovó el frente con rejas en la entrada, se realizó la vereda y un depósito para mantenimiento.
También se hicieron trabajos de pintura en la oficina de seguridad, baños y paredes externas; y se realizó la conexión de la red eléctrica y la instalación de un nuevo drenaje en el estanque de peces para mejorar la circulación del agua.
Todas las tareas se desarrollaron con fondos municipales y mano de obra de diferentes áreas del Municipio.
El Parque de la Familia Mascotera, momentáneamente cerrado por la pandemia de coronavirus (COVID-19), brinda a los y las visitantes un sitio verde con juegos, un estanque, un reloj solar y especies vegetales autóctonas, además de una Granja Educativa con animales que fueron recuperados por la Clínica Veterinaria Municipal, lindante al Parque Mascotero.