Así como se informó que la Provincia trabaja en un protocolo para evitar un aumento de contagios de COVID-19 en las fiestas de Navidad y Año Nuevo, cuando miles de personas se reencontrarán, el lunes último el propio Axel Kicillof dio a conocer una de las recomendaciones que insistirá a los bonaerenses: realizar una “cuarentena previa” de 14 días antes de la celebración familiar. Y sobre todo para quienes se reúnan con personas con factores de riesgo.

Si uno ya sabe que se va a reunir con parientes de más de 60 años, que es población de riesgo, que los 14 días previos evite tener todo tipo de reuniones, que se cuiden mucho más. Una suerte de cuarentena previa que nos permita llegar sanos a Navidad y Año Nuevo”, sostuvo Kicillof en una entrevista periodística. “Son importantes esos 14 días previos para tener fiestas cuidadas y seguras. Cosa de no ir contagiado y que se produzca una tragedia como ya pasó con ese baby shower en Necochea”, recomendó.

Proponemos, a quienes se van a encontrar en las fiestas con adultos mayores o personas de riesgo, hacer un auto aislamiento de 10 días antes por precaución”, apuntó.

Además, se insistirá en que «la gente no participe de fiestas masivas y que, en lo posible, las celebraciones sean al aire libre o, en caso de que no se pueda, realizarlas en ambientes que estén bien ventilados«.