Todo el Mundo sabe lo que pasó el fin de semana en plena plaza San Martín -o Ducilo– donde cerca de un millar de jóvenes se dieron cita con equipos de música y grandes oleadas de cerveza, convirtiendo el espacio público en un recinto bailable y de barullo hasta bastante tarde.

La Policía y la Municipalidad brillaron por su ausencia. Cero protocolos. La pizzería de Mitre y 6, hasta las manos, inclusive con el expendio de alcohol

En la Costa de Hudson, casi sobre el filo del inicio, las autoridades impidieron la realización de una programada fiesta electrónica (como las que se vienen haciendo desde diciembre…) donde era vox pópuli que habría música y sustancias en ‘canilla libre‘. Dicen que el propio intendente fue avisado de ello y por eso prohibieron la fiesta.

Pero en Mitre y 26, por la segunda arteria, el sábado cortaron la calle y cientos de jóvenes convirtieron la calle en una desenfrenada fiesta, con música, luces y bebidas, sin que nadie lo impida.

Algunos dicen que como la Comuna tuvo que clausurar el ‘Autocine Hudson‘, donde no había películas pero si recitales, bailes, música y alcohol y sustancias a pedir de boca, pero como era bancado por un golpeador concejal de un movimiento social, no lo tocaban hasta que a la Comuna no le quedó otra y lo cerraron. Parece que emigraron hacia Villa Mitre.

En 159 y 27 en una casa del lugar, cobran entradas los fines de semana y la música y sus repercusiones se escuchan hasta la 14…

Hay quien asegura que, como en el caso del ‘autocine‘, acá le hicieron el ‘guiño‘ a una concejal de la zona, compañera del otro edil -apodado ‘rey mago‘- lo que marca que, en definitiva, se aconseja casi a diario tomar precauciones por la pandemia, uso del tapaboca y el procolo provincial evitando aglomeraciones de gente, pero todo parece indicar que en Berazategui «no es necesario…» cuidarse