El millonario dirigente del Movimiento Evita, Matías Aguirre, en las últimas horas lanzó una fuerte volanteada en el distrito encaramándose -algunos dicen- mas alto que el propio Mussi, ya que habla de un montón de logros en el distrito, sin dar parte siquiera a la municipalidad.
haciéndose dueño -evidentemente- de la banca que ocupa la referente del ‘Evita’ Verónica Díaz, el capanga de Desarrollo Social arenga a que se sumen a «su proyecto», lo que habla a las claras que sus planes van mas allá de juntar plata en su casa de Ranelagh.
Dicen los que saben, que busca ‘avales’ para forzar a Mussi a que lo unja para 2023 ser su sucesor… ¿Te imaginas?