Durante su alocución en la apertura del período de sesiones ordinarias en el Concejo Deliberante de Berazategui, el intendente Juan José Mussi anunció la construcción de una estación de servicios municipal, destinada a «la carga de combustibles de los vehículos municipales».
Para ello, el Jefe Comunal anticipó que ya se estaba «gestionando el préstamo respectivo» para el proyecto.
El Alcalde berazateguense explicó que la ‘estación de servicios municipal’ «funcionará en el predio lindero al Vivero Municipal, frente al camposanto de Ranelagh», y que tendrá como función la provisión de los distintos cvombustibles que requiera la flota municipal de camiones, camionetas, vehículos viales y todo rodado pertenecientes a la municipalidad», lo que casi pasó desapercibido por la inexistente oposición política en el recinto legislativo comunal.
Hace ya algunos meses que el municipio decayó fuertemente en su recaudación de tasas, máxime la situación real frente a la pandemia mundial y sus efectos económicos – laborables en la población.
Sin embargo, hace un par de semanas atrás, el Departamento Ejecutivo pidió a los concejales autorización para rubricar un préstamo de 150 millones de pesos para la compra de elementos para el municipios, mas otro préstamo para la compra de camiones y máquinas viales.
Podría tomarse en cuenta que -por ejemplo- podría acelerarse la venta del enorme predio de dos hectáreas que actualmente ocupa el ‘Corralón Municipal’ sobre la calle 21, y que cuenta con ‘la mejora’ de una calle que conecta el predio directamente con el ingreso a Autopista de 14, y otra con salida directa a Mitre.
El valor de dicho predio -según los conocedores del tema- rondaría los dos millones de dólares, o sea al precio oficial/Banco Nación, serían unos 196 millones de pesos, con los cuales se comprarían camiones, máquinas viales y hasta se construiría la ansiada ‘estación de servicios’.
Por otro lado, las petroleras que descargan combustibles en las estaciones de servicio, suelen tener el trato del ‘pago contra camión’, algo así como «si no pagan, no hay combustible».
Las grandes cadenas de estaciones de servicio -léase Shell, YPF, Axion etc- trabajan con sistemas de transferencias bancarias on line para descargar los combustibles. ¿Como hará el municipio para ingresar en ese sistema?
Otro de los interrogantes es quien será responsable de la Estación, ya que hasta ahora, la Municipalidad de Berazategui tuvo graves problemas de ‘choreo’ de combustible con estaciones de servicios que cargaban a los vehículos municipales, inclusive dentro mismo de algunas dependencias -como el propio Corralón…- tuvo ‘inconvenientes internos serios’ con las evaporizaciones de algunos centímetros cúbicos de combustibles, especialmente gas oil…
¿Que vehículos estarán habilitados para cargar combustibles allí? ¿ Como controlarán eso?
Los vehículos de los funcionarios, concejales, punteros, remiseros los días de elecciones ¿también serán considerados ‘oficiales’?
En definitiva ¿será posible que los concejales -todos- tengan acceso a los listados oficiales de vehículos que cargarán allí combuistibles, aceites etc… pagados con dinero de los contribuyentes?
O mas aún ¿Hace falta tamaña inversión en algo que promete ser -a todas luces- un gran dolor de cabeza y una abierta boca de escape de divisas contributivas?
¿Y si en vez de ese gasto -innecesario seguro- se creara una clínica pediátrica municipal, con guardias las 24 hs?