El sistema inmunológico de las mujeres cambia durante el embarazo, dejándolas en mayor riesgo de infecciones respiratorias, como la COVID-19.
La Organización Panamericana de la Salud dijo que Argentina, México y Brasil son los países con el mayor riesgo y que las vacunas COVID-19 para embarazadas deberían ser prioridad.
Se sabe que, en caso de infección, las mujeres embarazadas tienen un mayor riesgo de desarrollar síntomas graves y requieren con mayor frecuencia ventilación y cuidados intensivos, en comparación con las mujeres no embarazadas.
También tienen una mayor probabilidad de dar a luz antes.
Sumado a este problema, la OPS lamentó en su informe semanal el impacto en la atención médica y los servicios esenciales para el embarazo y los bebés.
Algunos países informaron que la atención relacionada con el embarazo se ha visto interrumpida en más de la mitad de los centros de salud.
Esto significa que demasiadas mujeres tuvieron problemas para obtener un turno con el médico en un momento en que la atención fue realmente crítica, algo que debería preocupar a las autoridades sanitarias.