La Policía identificó a los asesinos del jugador de Berazategui Federico Potarski, crímen ocurrido en Isidro Casanova la semana pasada.
Los sabuesos identificaron a los homicidas, cuyos alias son «Pocha», «Gonzi» y «El Paraguayito», los cuales -durante varios allanamientos- aún no fueron apresados.
Los investigadores del crimen del futbolista de Berazategui, Federico Potarski, asesinado de un balazo en la cabeza en La Matanza, identificaron a los tres presuntos autores del crimen, a quienes se les allanaron sus casas pero no pudieron ser encontrados, mientras que la pesquisa apunta a que se trató de un homicidio en ocasión de robo.
Los tres sospechosos -sus identidades se preservan para no interferir la investigación- fueron señalados por los investigadores como los responsables del crimen de Potarski, de 29 años, el marcador central de la Asociación Deportiva Berazategui.
Ante esta situación, el fiscal a cargo de la UFI de Homicidios Dolosos de La Matanza, Federico Medone, ordenó 4 allanamientos en distintos domicilios de la localidad de Isidro Casanova, los cuales arrojaron un resultado negativo.
En los primeros dos allanamientos, la policía fue a buscar a ‘Pocha’ en su vivienda ubicada en uno de los pasillos que atraviesan la calle Colonia, en un asentamiento en Isidro Casanova, y en la casa de su hermano, a pocos metros de la anterior.
El siguiente fue en la casa de ‘El Paraguayito’, en la tira 9 del predio, en la calle Colonia y Gaboto; y el restante fue en una vivienda de ‘Gonzi’, en Peribebuy al 5300, a escasos metros del cruce con la calle Rucci, también en Isidro Casanova.
«Ninguno de los allanamientos dieron resultado positivo, pero se secuestraron elementos de interés para la causa», dijo uno de los investigadores.
Por otro lado, fuentes judiciales aseguraron que el móvil principal de la investigación fue la de un homicidio en ocasión de robo, donde los delincuentes lo sorprendieron e intentaron robarle el vehículo cuando circulaba por una calle cercana al asentamiento San Petersburgo, una de las zonas más violentas del partido de La Matanza.