Una vez mas, esta semana el gremio docente SUTEBA y otros gremios convocaron a un paro el martes último- anteponiendo supuesto reclamos salariales y técnicos de funcionamiento de la docencia, aunque un punto ‘destacado’ en el anuncio de la medida de fuerza, reclamaba la inmediata libertad del docente Lucas Puig, condenado a 35 años de prisión por abuso y corrupción de menores.
Luego de exponer una sucesión de reclamos, SUTEBA apuntó a liberar al maestro de piano Lucas Manuel Puig.
El Tribunal Oral en lo Criminal N°1 de La Plata, a través de sus miembros, condenaron al maestro de música Lucas Manuel Puig a 35 años de prisión por abusar y corromper a dos niños que asistían al Jardín de Infantes del Colegio San Benjamín de La Plata, entre fines de 2009 y principios del 2010.
La medida de fuerza fue impulsada por la Unión de Docentes de la provincia de Buenos Aires (UDOCBA), la Unión de Educadores Bonaerenses (UDEB) y SUTEBA, liderados por Roberto Baradel.
Muchos maestros rechazaron sumarse, siendo que la protesta tuvo impacto en el turno tarde en establecimientos públicos.
Puig, que había llegado al juicio en libertad tras haber sido absuelto en otro fallo, fue sentenciado por «abuso sexual con acceso carnal gravemente ultrajante agravada por ser encargado de su educación en concurso ideal con corrupción de menores agravado por ser encargado de su educación».
Además, los jueces Hernán Decastelli, Cecilia Sanucci y Ramiro Fernández Lorenzo, ordenaron la detención inmediata de Puig.
Un comunicado circuló por las redes firmado por la UDEB, en el cual se cuestiona la veracidad de las acusaciones realizadas contra el docente condenado y la resolución del fallo: «Cualquier persona que conozca el interior de una institución educativa puede razonablemente entender que esos hechos que se le imputan son muy difíciles que puedan suceder en ese espacio» expresaron desde el gremio docente.